Disfrutando de Playa de Aro

Foto de Freebird_71
Foto de Freebird_71

Para escapar de algunas playas abarrotadas de nuestras costas una opción estupenda es buscar refugio en las tranquilas calas de la Costa Brava y en particular en las de Playa de Aro.

Yo pasé allí unos días con la “family” a finales del mes de junio y la verdad es que os lo recomiendo porque merece la pena en muchos aspectos :

– Tiene una playa amplí­sima para todos aquellos que busquen arena dorada y una playa urbana para disfrutar de todos los servicios de chiringuitos, restaurantes, paseo marítimo etc…

– Existen una infinidad de calas a lo largo de la costa, con preciosas formaciones de rocas rodeando un mar de un azul intenso, que permiten estar en un entorno más “natural” y con muy poca gente ya que las calas suelen ser de medida modesta. Son además ideales para ir con niños porque las rocas forman a menudo pequeñas “piscinas naturales” donde el oleaje es casi inexistente lo que les permite jugar y disfrutar del agua sin peligro.

– Y también se puede recorrer la mayor parte de esta costa a través de un camino de ronda antiguamente construido para que la Guardia Civil pudiese impedir el contrabando costero. Hoy en día queda un precioso recorrido entre rocas y caminos que discurren entre  pinares, que nos hacen descubrir el mar y unas deliciosas calas y caletas donde apetece quedarse un rato para disfrutar del sol. Todo eso con unas vistas increí­bles hacia la propia costa y el mar.

Y después de la playita, el centro de Playa de Aro ofrece todo lo que se pueda desear en cuanto a tiendas de recuerdos, “boutiques” para renovar el vestuario y locales para tomarse tranquilamente un refresco antes de ir a cenar o para pasar toda la noches disfrutando del ambiente más puntero. ¡Así todo el mundo contento!

1 opinión en “Disfrutando de Playa de Aro”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *