Empezar el verano en Málaga

Empezar el verano en Málaga

Cuando se acerca el mes de junio a todos nos apetece el cóctel del verano : sol, playa y buen ambiente. En mi caso, le añadiría algo de gastronomía porque no hay nada que me apetezca más en verano que vivir de tapas y tomarlas al aire libre si puede ser. Por eso, suelo mirar hacia el sur cuando se acerca el buen tiempo, primero porque no me asusta el calor (¡he pasado muchas veces más calor en Zaragoza que en Cádiz!) y después porque soy una fanática de la gastronomía andaluza. Es cierto que en cualquier región de España se come bien pero una variedad de tapas  y fritos (con el rebozado idóneo y nunca grasiento)  tan interminable y apetitosa solo lo encuentro en Andalucía. Aunque, pensándolo la competencia con el País Vasco es dura, muy dura…

En Málaga por ejemplo me gusta mucho un sitio emblemático de la ciudad para comer pescado de la forma más original : El Tintero. Es un restaurante muy concurrido donde los camareros salen de la cocina pregonando el pescado que llevan en la bandeja como si se tratará de una subasta. ¡El que sale pregonando la cuenta tiene muy poco éxito! Está situado en una antigua zona de pescadores “El Palo” y tiene un carta muy amplia con pescados y mariscos muy bien preparados como el típico pescaito frito, los boquerones, los adobos, las gambas a la plancha o al Pil-Pil, entre otros muchos pescados a la brasa como el lenguado, el rodaballo o el malagueño rape… Ningún sitio mejor para disfrutar del buen pescado, del salero de los muy eficientes camareros andaluces y de la animación del paseo marítimo.

Otra especialidad muy apreciada en Málaga y que florece a lo largo de las playas en verano son los espetos. Estas “brochetas”, a menudo de sardinas, se asan a la brasa al aire libre y constituyen un delicioso plato para tomarlo en la misma playa mientras se disfruta de una bebida bien fresca.

Foto de Google

Y ya que estamos en la playa ¡vamos a quedarnos! Málaga ofrece numerosos arenales donde poder disfrutar de un merecido descanso :

  • las playas de San Julián, Guadalmar y Guadalhorce son tres playas semi-urbanas que limitan con Torremolinos.
  • si prefieres las comodidades de las playas urbanas, San Andrés, la Misericordia o la playa de Huelin son perfectas para ti.
  • y si lo que quieres es conocer las playas favoritas de los malagueños no dudes en ir a disfrutar del sol en la playa de la Malagueta o la playa de la Caleta en pleno centro.
  • si lo que quieres son sitios más aislados y tranquilos puedes dirigirte a las costas más orientales donde te esperan calas y pequeños acantilados como en la playa del Peñon del Cuervo.

Y si esto fuera poco también te animamos a conocer la parte interior malagueña recorriendo la Ruta de los Pueblos Blancos para conocer localidades tan bonitas como Atajate, Gaucín o Jímena de la Frontera sin olvidar la propia Sierra de Grazalema, un paisaje abrupto de relieves muy contrastados.

One Reply to “Empezar el verano en Málaga”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *