Enseñame tu equipaje y te diré quién eres.

Enseñame tu equipaje y te diré quién eres.

Foto de Nina Bm

A la hora de preparar un viaje lo más importante es el destino, eso está claro, pero cada vez más estudios dejan claro que si el viaje escogido dice mucho de nosotros,  el tipo de equipaje a su vez, revela más de nuestra personalidad de lo que realmente nos gustaría a veces. Según la edad, el sexo, posición social… tendemos a viajar con un tipo de equipaje muy distinto y también lo escogemos o lo jubilamos de formas muy diferentes.

A través de diferentes encuestas sabemos por ejemplo que solo 1 de cada 5 personas recuerdan cuando renovaron por última vez el equipaje que utilizan para viajar. Sabemos también que los hombres son más vagos que las mujeres a la hora de renovar maletas, ya que ellas las incluyen en su lista de la compra en 11% más de los casos. De hecho casi un tercio de las mujeres escogen un nuevo equipaje según su destino vacacional.

Un cuarto de los adolescentes copian a algún famoso para escoger la bolsa o maleta que les acompañara en su próximas vacaciones. No olvidaremos en este grupo a los que ya han pasado la edad del pavo pero que siguen siendo adolescentes eternos paseando a lo largo y ancho del mundo una mochila raída con dedicatorias de amigas de la universidad o chapas, de dudoso buen gusto, recolectadas  un poco por cualquier sitio…

Porque ese es otro tema, casi el 50% de los viajeros solo “jubilan” sus maletas cuando ya se caen a trozos y peligra la seguridad de lo que llevan dentro. ¡En eso también llevan ventaja los hombres!

Otros confiesan que van a comprar el equipaje pensando que tiene que ser mejor y más “in” que el de sus compañeros de viaje. ¡No hay nada como fardar de la última maleta de Vuitton con amigas que solo han podido permitirse una Samsonite al uso! Vamos, que el equipaje también tiene que reflejar la situación social y los logros personales del que lo pasea por los pasillos del aeropuerto.

Terminaré este post con una recomendación, seamos racionales a la hora de hacer la maleta porque en realidad menos de una tercera parte de los viajeros utilizan el 90% de su equipaje. ¡O sea que el resto de los pobres mortales nos dedicamos a pasear nuestra ropa de un lado a otro y poco más! Lo dicho, vamos a dejar de llevarnos el plumas a Cancún que no toca…

2 Replies to “Enseñame tu equipaje y te diré quién eres.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *